¡Feliz primer año!

"Celebrate" by El Alma

"Celebrate" by El Alma

Hoy es un día para celebrar. Nada de lágrimas… Sonrisas, de oreja a oreja si es posible. El 20 de julio de 2008 inicié un viaje –hasta ahora sin retorno– con la versión definitiva de esta bitácora. Llegar a 417 entradas en 12 meses, sin contar la que estás leyendo, es ejemplo de constancia e interés por mantener actualizado este espacio, por cultivar valores, acercarme a personas que a veces necesitan una palabra de aliento, de identificación, o un abrazo como sugiere el nombre del blog.

El camino ha sido interesante, la experiencia enriquecedora, nadie dijo que sería sencillo, tampoco vaticinaron que sería extenuante. Alegrías y tristezas se montaron en la balanza. El peso de las alegrías y las verdades desequilibró la balanza y desterró las tristezas, las penas y los desengaños. Las malas yerbas fueron arrancadas de raíz por manos amigas unas veces, por mis manos otras.

Cuántos puentes se han tendido, cuántos abrazos, buenas energías y conocimientos compartidos. Feliz de recibir al visitante 80,000 –acontecimiento que de seguro sucede en las próximas horas– y sorprendido de haber llegado tan lejos en el ranking mundial de internet, al puesto 861,323, y al lugar 1,325 de República Dominicana, según datos aportados hoy por la compañía Alexa.com.

Pero lo más importante es que seguimos aquí, al alcance de un par de clics. Y si termino este post con una canción, es porque la fecha lo exige. Para todos, Himno a la alegría, una composición de Amado Regueiro Rodríguez, basada en el último movimiento de la «Novena Sinfonía» de Beethoven y que Miguel Ríos hizo famosa en todo el mundo.