Consejo

"Reclaim My Place" by Iahveh

cuando estés alterada y vulnerable, cierra los ojos, no pienses en nada. o piensa en mí, en esa parte mía que te hace derretirte, o que una vez hizo que se te aflojaran los piernas y se te aguaran los ojos. piensa en los haikus de pasión, en el espacio desnudo del 612, en el café junto al mar y «the secret beach». suéñame para que alivies tu intensidad, para que mi silueta sea tangible. cuando vuelvas a mirarme, asegúrate de exiliar los prismas. abrazar es la respuesta.

(24 – Haiku)

© karsonphoto

El 24

déjame abrazar tu sol

no es luna llena.

(© 2009 Adrian R. Morales / Haiku)
(Foto de Google)

La frase (76)

Morning by kittysyellowjacket

"Morning" by Kittysyellowjacket

«El amor no se manifiesta en el deseo de acostarse con alguien, sino en el deseo de dormir junto a alguien».
Milan Kundera.

Abrazos gratis

Para nadie es un secreto que la abrazoterapia tiene múltiples beneficios para la salud. El abrazo es la mejor medicina que existe. ¿Por qué? Es simple. Caminas enojado mirando el suelo, dejando a tu paso una huella, cual caracol, de choques con quien se te cruza y algún tono de voz «golpeado» a quien te habló. Hablas contigo mismo y refunfuñas palabras de odio a todos los dioses, aunque no creas en ellos, les preguntas, arrogante, por qué todo te pasa y sólo a tí.

En esos momentos sientes que eres el único en el universo que pasa malos ratos. Y ahí, como una respuesta de uno de esos dioses -no sabes muy bien de cuál de todos a los que ofendiste y desafiaste-, aparece alguien, no importa quién, pero es alguien que te mira y sonríe. Se acerca y te abraza. Tu enojo se aleja y sonríes también, sin saber el cómo ni el porqué. Simplemente por eso el abrazo es la mejor medicina, porque no puedes explicar bien por qué causa tan lindas sensaciones en ti.

Ese texto lo encontré en el sitio del equipo de Santiagoabraza. Ellos promueven la campaña «Abrazos gratis» en varios puntos de Santiago de Chile, con la que pretenden cambiarle la vida a mucha gente a fuerza de la energía y la fe que un abrazo es capaz de trasmitir. ¿Qué pasaría si en Santo Domingo se pusiera de moda una iniciativa así? ¿Disminuirían la delincuencia, los problemas, las desventuras y las enfermedades? Sin dudas, habría más gente feliz, menos amargada, menos dañina, más realizada, más plena…

(Fotos de Santiagoabraza)

Abrazar es la respuesta


Hace poco me regalaron este escrito y lo quiero compartir con ustedes:

«Vigila tus pensamientos, estos se convierten en palabras. Vigila tus palabras, estas se convierten en acciones. Vigila tus acciones, estas se convierten en hábitos. Vigila tus hábitos, estos se convierten en carácter. Vigila tu carácter, este se convierte en tu destino«.

Quizás me siento de esta manera porque a mi esposa se le conoce cariñosamente como «La feliz abrazadora». Si algo se mueve, ella se detiene y lo abraza, si no se mueve, le quita el polvo y lo vende. Sin embargo, existe otra razón para que yo crea que abrazar es la respuesta.

Según Greg Risberg, del Instituto Médico Universitario Noroccidental de Chicago, entre los beneficios sicológicos de abrazar están la reducción de la presión sanguínea y el incremento del oxígeno en la sangre. Asegura que todos tenemos una «piel sedienta», y que se nos escapa una parte vital de nuestra salud si no participamos seriamente de los abrazos.

El especialista sostiene que cuatro abrazos diarios son los requerimientos mínimos para calmar esa piel sedienta. Desde mi perspectiva, necesito mucho más que cuatro. Stanley Simon, de la Universidad de Massachusetts, dice que «abrazar es más que demostrar cariño. Esta práctica parece mantener saludables a las personas. La piel es el órgano sensorial más grande del cuerpo. Si no está suficientemente estimulado, es posible llegar a experimentar una sensación dolorosa.»

En el caso de los maridos, les diré algo acerca de sus esposas. A ellas les encantan los abrazos, pero se resienten si sus esposos no les hacen caso en todo el día para luego darles toda su atención cuando las luces se apagan en la noche. Ellas quieren un abrazo cuando un abrazo es todo lo que ustedes tienen en la mente.

No necesariamente desean que el abrazo sea largo y en ocasiones no precisan que sea insinuante o sensual. El abrazo en realidad significa: «Te amo, disfruto estar cerca de ti, eres importante para mí, espero pasar más tiempo contigo». Un antiguo dicho dice que las acciones hablan más fuerte que las palabras. Tomarse unos pocos segundos varias veces al día, para recibir y dar esos abrazos, habla a todo volumen.

(Autor: Zig Ziglar)